“La desesperanza está fundada en lo que sabemos, que es nada, y la esperanza sobre lo que ignoramos, que es todo”

Maurice, Maeterlinck

 

Como se los comenté en un artículo anterior eso de los pronósticos, es un arma de doble filo.

Puede que alguien le atine a sus predicciones sobre desastres naturales, pero la verdad de las cosas es que la madre naturaleza no acepta imposiciones, estamos en el primer mes del año, y un terremoto ha sacudido a Haití.

Es impresionante ver el despliegue de información que se ha dado en torno al caso Haití, todos los países poderosos del hemisferio inmediatamente emitieron un comunicado sobre la forma en que ayudarán a este país tan pobre el cual atraviesa la peor situación de desastre natural en su historia.

Sin embargo Haití ha pasado por situaciones, mucho peores a nivel político, racial y social.

Esta nación ha sido saqueada, usada, y mutilada por los propios países poderosos que ahora con la bandera de la democracia y ayuda humanitaria regresan a Haití a ver de qué forma se puede endeudar nuevamente esta nación y como cobrarse claro está.

El presidente Obama ha emitido un comunicado de prensa donde dice que estados unidos donará cien millones de dólares para recuperar a Haití, y yo me pregunto y a qué costo, si solo en 1910 el mismo gobierno americano envió marines con el pretexto de proteger las reservas de oro en Haiti, las cuales fueron llevadas a Nueva York. Matado a líder de resistencia Charlemagne Péralte. Volviendo a el Banco de la Nación Haitiana en sucursal de Citybank.

No sería mejor que con las reservas de oro que saquearon de Haiti y que hicieron más rico a Citybank ayudaran a esta nación diciendo que después de 100 años se ha hecho justicia, regresándoles sus reservas de oro con sus respectivas ganancias de inversión a plazo fijo durante 100 años? Le aseguro que son más de 100 millones que pretende donar el nuevo premio nobel de la paz, región 4.

Esta nación que ha vivido al límite de las dictaduras, genocidios, represiones, en fin todo menos democracia y una vida digna. Necesita ayuda pero duradera y verdadera.

Así que como se atreven los medios a tratar como un don nadie al presidente de Haití el cual es evidente que no sabe cómo enfrentar esta situación sobre todo cuando esta isla ha sido manipulada por intereses de países poderosos, cuando apenas en 2006 hubieron elecciones democráticas y este país surge de tantos abusos y muertes.

No es novedad que huela a muerte esta nación con el terremoto, si su historia está manchada de sangre, y no es momento de hacer criticas absurdas, es momento de localizar en el mapa a Haití y ayudar a esta isla la cuál por humanidad tiene derecho a ser levantada sin costos económicos ni políticos posteriores.

Publicaciones Relacionadas